POEMA A UN CABALLO ANDALUZ 

Blanco caballo andaluz,
déjame admirar tu color,
fijar tus altivos ojos
y contar los pelos grises
de tu porte rociero.

Cantaré a la marisma tu brío,
entre los juncos de la laguna,
y al fondo, Sierra Nevada,
reflejando la luz de la luna.

Bello caballo andaluz,
hazte un nudo en la cola,
arregla tus largas cernejas,
calza tus polainas viejas
Y marcha de romería.

Chaquetilla oscura,
herraduras nuevas,
borreguillo en montura,
latiguillo y espuelas.

Bravo caballo andaluz,
galopa raudo por el campo;
mosquero en frontalera,
nobleza por bandera,

elegancia a cada tranco.

Autor del poema: Andrea Rodríguez

71.43%

votos positivos

Votos totales: 7

Comparte:
Añade tus comentarios