35 Poemas de reflexión 

Perdonar

Enviado por gabl  Seguir

A veces no pensamos lo que soltamos por la boca, palabras que no deberían decirse, así como escritos, frases o respuestas, que no debimos escribir.
La ofuscación nos nubla la mente nos ciega la capacidad de razonar.
La distancia y la soledad, generan estrés, congoja, tristezas y melancolía, para el que en verdad está cerrado de afectos es muy duro, otras veces muy trágico.
Hay personas que viven la misma situación pero con la suerte o la compresión de sus allegados, quienes tratan de hacerte vivir el presente te toman en cuenta, una palabra de aliento, un halago, un abrazo a tiempo reanima el ánimo vencido. Aunque la procesión siga su rumbo dentro de ti.
Por eso, debemos pensar antes de herir a otros con nuestros actos, piensa que son parte de nosotros, nuestros padres, hijos, pareja o amigos, merecen ser escuchados, comprendidos al igual que ellos lo harían contigo.
Medita esta reflexión, yo lo hice.
Me liberé de culpa, con tan solo escribirla.
Me perdoné, también te perdoné y a otras personas que de alguna manera me hirieron con sus palabras, quizás involuntarias o intencionales.

gbl
03 Febrero 2018
Derechos Reservados de Autor

80.60%

votos positivos

Votos totales: 67

Comparte:

La palabra

Enviado por gabl  Seguir

Escucha la palabra desnuda que no verás
pero existe, no es muda, es palabra,
tan real que te lastima, es cruel
es la palabra, de gris o de traje negro.

Viste de sombra, de claridad, es palabra,
es amorosa, a veces amarga o cruel,
te carcome, te envuelve, es palabra,
radica en la mente, ella abre espacios.

Aclara dudas, te enloquece, es palabra
fiel, dudosa, conflictiva es palabra,
del hombre, de la humanidad, de Dios,
de ti, de mi, felices o humillados.

gbl
17/03/2018
Derechos Reservados de Autor

80.56%

votos positivos

Votos totales: 36

Comparte:

EL ÁGUILA Y EL ESCARABAJO

«Que me matan; favor»: así clamaba
Una liebre infeliz, que se miraba
En las garras de una Águila sangrienta.
A las voces, según Esopo cuenta,
Acudió un compasivo Escarabajo;
Y viendo a la cuitada en tal trabajo,
Por libertarla de tan cruda muerte,
Lleno de horror, exclama de esta suerte:
«¡Oh reina de las aves escogida!
¿Por qué quitas la vida
A este pobre animal, manso y cobarde?
¿No sería mejor hacer alarde
De devorar a dañadoras fieras,
O ya que resistencia hallar no quieras,
Cebar tus uñas y tu corvo pico
En el frío cadáver de un borrico?»
Cuando el Escarabajo así decía,
La Águila con desprecio se reía,
Y sin usar de más atenta frase,
Mata, trincha, devora, pilla y vase.
El pequeño animal así burlado
Quiere verse vengado.
En la ocasión primera
Vuela al nido del Águila altanera,
Halla solos los huevos, y arrastrando,
Uno por uno fuelos despeñando;
Mas como nada alcanza
A dejar satisfecha una venganza,
Cuantos huevos ponía en adelante
Se los hizo tortilla en el instante.
La reina de las aves sin consuelo,
Remontaba su vuelo,
A Júpiter excelso humilde llega,
Expone su dolor, pídele, ruega
Remedie tanto mal; el dios propicio,
Por un incomparable beneficio,
En su regazo hizo que pusiese
El Águila sus huevos, y se fuese;
Que a la vuelta, colmada de consuelos,
Encontraría hermosos sus polluelos.
Supo el Escarabajo el caso todo:
Astuto e ingenioso hace de modo
Que una bola fabrica diestramente
De la materia en que continuamente
Trabajando se halla,
Cuyo nombre se sabe, aunque se calla,
Y que, según yo pienso,
Para los dioses no es muy buen incienso.
Carga con ella, vuela, y atrevido
Pone su bola en el sagrado nido.
Júpiter, que se vio con tal basura,
Al punto sacudió su vestidura,
Haciendo, al arrojar la albondiguilla,
Con la bola y los huevos su tortilla.
Del trágico suceso noticiosa,
Arrepentida el Águila y llorosa
Aprendió esa lección a mucho precio:
A nadie se le trate con desprecio,
Como al Escarabajo,
Porque al más miserable, vil y bajo,
Para tomar venganza, si se irrita,
¿Le faltará siquiera una bolita?

Autor del poema: Félix María Samaniego

80.00%

votos positivos

Votos totales: 15

Comparte:

Perder el tiempo

Enviado por nica22  Seguir

El principio del final

comienza cuando nacemos.

Si esto lo sabemos

no perderemos el tiempo.

Perdemos el tiempo

cuando no nos amamos,

cuando no luchamos

por mejorarnos,

cuando manipulamos

nuestros sentimientos.

Perdemos el tiempo

si no somos capaces de pilotar

nuestra nave sin miedo,

si nos dejamos llevar

por la brisa o el viento

que mueve nuestra velas en el mar.

Perdemos el tiempo

si ni siquiera sabemos

a donde queremos llegar,

si nos dejamos arrastrar.

Si gritamos en silencio,

si solo hablamos para adentro.

no es la solución

para una vida mejor,

sino para una vida mas corta,

en la que nada importa.

es una forma de suicidio lento.

80.00%

votos positivos

Votos totales: 5

Comparte:

EN ESTE MOMENTO

En este momento, sentado a solas, anhelante y pensativo,
Me parece que en otras tierras hay otros hombres también anhelantes y pensativos,
Me parece que puedo mirar más lejos aún y divisarlos en Germania, Italia, Francia, España,
Y lejos, más todavía, en China, o en Rusia, o en Japón, hablando otros dialectos,
Y pienso que si me fuera posible conocer a estos hombres
con ellos me uniría, tal como lo hago con los hombres de mi propia tierra,
¡Oh! Yo comprendo que nos convertiríamos en hermanos y amantes,
Yo sé que llegaría a ser feliz con ellos.

Autor del poema: Walt Whitman

77.71%

votos positivos

Votos totales: 323

Comparte:

GENTE CORRIENTE

Enviado por yedra  Seguir

¡GENTE CORRIENTE!


El día había amanecido nublado y húmedo,con esa clase de humedad que parece calarse hasta los huesos,mientras el cielo amenaza con soltar algún chaparrón sobre mi cabeza.

Voy andando hasta el barrio de castillo como todos los días para ver y saludar algunos cliente.Con mi paraguas en mano y acordándome de Concha,que el día anterior sentado junto a ella en su mesa camilla,me comenta lo nerviosa e inquieta que está por la cita prevista para ese día en el hospital del Tomillar.

El hospital del Tomillar está especializado en casos de personas "desahuciadas" o en casos de cáncer que se están tratando con más o menos fortuna.Allí tiene la cita Concha ese día y no tiene ni idea de lo que le van a decir del cáncer que la aqueja desde hace tiempo y del cual se está tratando.

No me extrañaba nada su nerviosismo del día anterior,con esa incertidumbre que pesa sobre el futuro de esta buena mujer de 83 años,la cual tiene acogidos a varios hijos con problemas de diversa índole. Con esos pensamientos del día anterior toco el timbre de su puerta y me invita a subir.

Nada más entrar,la saludo y le pregunto por la cita del día anterior.Con lagrimas de emoción me cuenta que le han dado la buenísima noticia de que a quedado limpia de ese terrible mal,mientras alguna enfermera la besaba y felicitaba por el resultado de las pruebas en aquél emocionante instante.

Dice que se acordó de mí y de los ánimos que le dí el día anterior mientras me besaba y yo la besaba con con toda felicidad por la buena nueva.

¡Momentos!
!,gente corriente!,¡gente sencilla! gente valerosa y luchadora,con las que tengo el honor de cruzar mis pasos.

¡ENHORABUENA CONCHA!


No hay nada más extraordinario...¡que la gente corriente!

autor yedra

72.73%

votos positivos

Votos totales: 11

Comparte:

Años,

Enviado por gabl  Seguir

Vagando en el tiempo
como alma peregrina,
pasé la vida dejando atrás
los años vencidos, vanos y fútiles,
atados a la amargura.
gbl
19/08/2017
Derechos Reservados de Autor.

62.50%

votos positivos

Votos totales: 16

Comparte:

Viviendo La Vida

Enviado por gabl  Seguir

Viviendo por siempre.
Mi alma como mis pies están cansados, ellos de pisar la aridez del suelo y mi alma de andar desnuda, aterida de frío, de la soledad del camino, de la vida tan corta, tan pasajera.
Quiero olvidar como comencé a pisar con los pies descalzos, desnudos, por qué anduve por la senda errada de la tristeza y no de la alegría como estado emocional.
Volverla perenne, no transitoria. Quizás eterna y que muera conmigo cuando sea el momento. Mientras me quede vida, la viviré a plenitud, por ratos, por horas, pero siempre retenida a mi lado.
No te irás, así echen tierra sobre mi cuerpo, sábanas, cobijas, o cualquier otra cosa que me abrigue del frío de la muerte. Sé que eres efímera pero te mantendré firme a mi lado.
Haré que perdure, hasta que la piel se arrugue, que los años se vuelvan viejos, tan viejos como el siglo pasado. Entonces quedará el recuerdo y la vida continuará, en otro ser, en otro cuerpo.
Aunque me ganes al dejarme solo, y mi cuerpo se sume a la tierra, seguiré viviendo en mi descendencia, en los hijos, en los nietos, en las cosas, en los papeles, en mi nombre en otros labios, en la eternidad.

gbl
09/04/2018
Derechps Reserrvbados de Autor

60.00%

votos positivos

Votos totales: 15

Comparte:

Respirar

Enviado por bser  Seguir

Como Llevar la soledad
Cuanto amarrado estas
No podría ni respirar
Si tu faltar
Me derrumaría
Me partiria
Me despedazaria
Me moriria

60.00%

votos positivos

Votos totales: 5

Comparte:

Recuerdo infantil

Enviado por yedra  Seguir

RECUERDOS


Recuerdos... apenas esbozados en la memoria,pero duraderos por los rincones de la mente.
¿Porque momentos apenas insignificantes perduran y otros se esfuman sin dejar rastro?

Hora de la siesta en la habitación de la calle Cetina...

Retazos de luz se cuelan suavemente entre las rendijas de la puerta.Todo es penumbra excepto esos trazos de luz inquieta que dibujan formas exteriores imprecisas e inconexas.

Yo no puedo dormir y asisto al baile cambiante de de la tenue luz.
Algo cruza y se aleja,las hojas de la parra parecen bailar y asomarse entre el nimbo de claridad en movimiento.

Todo es quietud y silencio en la tarde tranquila de la hora de la siesta y aunque yo no duermo juego a imaginarme formas y cosas que me guiñan cómplices a través de las pequeñas rendijas de la vieja puerta.

¿Que es la memoria? ¿porque retiene momentos simples y los guarda como un tesoro? ¿O en realidad no son tan simples? ¡quien sabe!

Acaso sea que a veces no elegimos lo que graba el corazón y un simple instante mágico en el que estamos a solas con nosotros mismos tenga un valor que no llagamos a entender.

Sombras,retazos de luz a través de una puerta en la oscuridad,una tarde silenciosa salpicada por algún canturreo espontaneo de pajaritos inquietos...¡perennes en la memoria!

autor:YEDRA

57.14%

votos positivos

Votos totales: 7

Comparte:

Desde el 21 hasta el 30 de un total de 35 Poemas de reflexión

Añade tus comentarios