321 Poemas de amor 

No dejes de visitar los 50 mejores poemas de Yavendrás, según vuestros votos.

DIOSA

Dormida sobre el tigre,
su leve trenza yace.
Mirad su bulto. Alienta
sobre la piel hermosa,
tranquila, soberana.
¿Quién puede osar, quién sólo
sus labios hoy pondría
sobre la luz dichosa
que, humana apenas, sueña?
Miradla allí. ¡Cuán sola!
¡Cuán intacta! ¿Tangible?
Casi divina, leve
el seno se alza, cesa,
se yergue, abate; gime
como el amor. Y un tigre
soberbio la sostiene
como la mar hircana,
donde flotase extensa,
feliz, nunca ofrecida.
¡Ah, mortales! No, nunca;
desnuda, nunca vuestra.
Sobre la piel hoy ígnea
miradla, exenta: es diosa.

Autor del poema: Vicente Aleixandre

53.33%

votos positivos

Votos totales: 30

Comparte:

El Amanecer

Enviado por jesusvarillas  Seguir

Tus labios rojos
me gustan tanto
niña te adoro.

Viendo tus ojos
quiero besar
tus labios rojos.

Acariciando
tus cabellos dorados
quiero libar
tu blanca piel
hasta el amanecer.
Al llegar la aurora
tomando coca cola
tu cuerpo norma
me enamora.

Tu cuerpo norma
me enamora
me gusta tanto
niña te adoro.

52.94%

votos positivos

Votos totales: 17

Comparte:

FUERON TUS MANOS TERCAS...

Fueron tus manos tercas y
desnudas
las que me deshojaron.
Yo fui la eterna margarita
del sí y del no:
pétalo a pétalo
talada en tu cintura.
Toda ya cicatriz
abierta hacia la lluvia.

Autor del poema: Luz María Jiménez Faro

51.85%

votos positivos

Votos totales: 27

Comparte:

AMANECER DE AMOR TE AMO EN...

Enviado por gabl  Seguir

Amanecer de amor.

Te amo en tu taciturna indiferencia
porque no sabes que te quiero,
cuando estás ausente en mi mente
donde los recuerdos se esfuman
y se van con la efímera noche.

¡Despierta mujer! y abre tu corazón
que llegó el amanecer, aclara tus penas
y guárdalas en el olvido. ¡No Llores!
que mojas mi pecho y hace frío.

Cuando amanece se aclaran las penas
amargas y pasadas pero aún latentes,
no las oigas aléjalas de ti
abre tus ojos y vive el presente.

¡Ahora escucha mi voz! Solo escucha:

“Eres tormenta en mi desierto
y arena en mis pies mojados.
Sol en fría mañana de invierno
Y tenue rayo de luz de luna,
cuando envuelve mi cuerpo entumecido”

Por eso te amo, en la ausencia
en la cercanía, en tu presencia.

gbl
13/08/2017
Derechos Reservados de Autor


50.00%

votos positivos

Votos totales: 2

Comparte:

Ella

Enviado por blue  Seguir

Ella es mi musa,
mi chica, mi luna
y hasta a veces mi estrella.

Ella es mi amor,
mi pasión, mi espacio
y mis letras.

Ella fue mi encuentro,
mi reencuentro
y también mi poesía.

50.00%

votos positivos

Votos totales: 4

Comparte:

poema 15

Enviado por daniel  Seguir

Me gustas cuando callas porque estás como ausente
y me oyes desde lejos y mi voz no te toca.
Parece que los ojos se te hubieran volado
y parece que un beso te cerrara la boca.
Como todas las cosas están llenas de mi alma
emerges de las cosas, llena del alma mía.
Mariposa de sueño, te pareces a mi alma
y te pareces a la palabra melancolía;
Me gustas cuando callas y estás como distante.
Y estás como quejándote, mariposa en arrullo.
Y me oyes desde lejos, y mi voz no te alcanza:
déjame que me calle con el silencio tuyo.
Déjame que te hable también con tu silencio,
claro como una lámpara, simple como un anillo.
Eres como la noche, callada y constelada.
Tu silencio es de estrella, tan lejano y sencillo.
Me gustas cuando callas porque estás como ausente.
Distante y dolorosa como si hubieras muerto.
Una palabra entonces, una sonrisa basta.
Y estoy alegre, alegre de que no sea cierto.

50.00%

votos positivos

Votos totales: 6

Comparte:

nos vesamos

Enviado por daniel  Seguir

Nos besamos, ¿recuerdas?, una tarde
en el espejo azul de la bahía.
La gaviota del beso aún vibra y arde;
¡No a plegado; las alas todavía!.

Nos besamos, ¿recuerdas?, y el poniente
sangró la primavera de sus ramos…
luego del poniente se agolpó en tu frente.
Cuando otra vez, y muchas, nos besamos.

Y yo te digo la palabra viva
en la fuga ideal de tu mirada…
(aún tengo el alma de tu amor cautiva,
o tú ya no estas enamorada…)

Ahora, lejos de ti, te besaría
en melena luminosa y bruma,
mientras rueda el azul de la bahía
la cándida gaviota de luna.

50.00%

votos positivos

Votos totales: 4

Comparte:

!A ti, cariño mío!

Enviado por gabl  Seguir

Verso libre y coloquial.

Si me quedo, estorbaré en tu camino
por lo tanto me iré, hacia otros lugares
en una noche de luna llena.

Pero sé que que en cada paso
tu recuerdo estará junto a mi,
como sombra proyectada a un lado
del andar balanceado de mi cuerpo.

Pensaré en ti en cada tramo del camino
y seguiré de largo, sin ruta trazada.
Y siempre te amaré, al caer la tarde,
la noche y al amanecer,
también te amaré.

gbl
13/10/2016
Derechos Reservados de Autor

50.00%

votos positivos

Votos totales: 12

Comparte:

SE QUERÍAN

Se querían.
Sufrían por la luz, labios azules en la madrugada,
labios saliendo de la noche dura,
labios partidos, sangre, ¿sangre dónde?
Se querían en un lecho navío, mitad noche, mitad luz.

Se querían como las flores a las espinas hondas,
a esa amorosa gema del amarillo nuevo,
cuando los rostros giran melancólicamente,
giralunas que brillan recibiendo aquel beso.

Se querían de noche, cuando los perros hondos
laten bajo la tierra y los valles se estiran
como lomos arcaicos que se sienten repasados:
caricia, seda, mano, luna que llega y toca.

Se querían de amor entre la madrugada,
entre las duras piedras cerradas de la noche,
duras como los cuerpos helados por las horas,
duras como los besos de diente a diente solo.

Se querían de día, playa que va creciendo,
ondas que por los pies acarician los muslos,
cuerpos que se levantan de la tierra y flotando...
Se querían de día, sobre el mar, bajo el cielo.

Mediodía perfecto, se querían tan íntimos,
mar altísimo y joven, intimidad extensa,
soledad de lo vivo, horizontes remotos
ligados como cuerpos en soledad cantando.

Amando. Se querían como la luna lúcida,
como ese mar redondo que se aplica a ese rostro,
dulce eclipse de agua, mejilla oscurecida,
donde los peces rojos van y vienen sin música.

Día, noche, ponientes, madrugadas, espacios,
ondas nuevas, antiguas, fugitivas, perpetuas,
mar o tierra, navío, lecho, pluma, cristal,
metal, música, labio, silencio, vegetal,
mundo, quietud, su forma. Se querían, sabedlo.

Autor del poema: Vicente Aleixandre

50.00%

votos positivos

Votos totales: 6

Comparte:

MANO ENTREGADA

Pero otro día toco tu mano. Mano tibia.
Tu delicada mano silente. A veces cierro
mis ojos y toco leve tu mano, leve toque
que comprueba su forma, que tienta
su estructura, sintiendo bajo la piel alada el duro hueso
insobornable, el triste hueso adonde no llega nunca
el amor. Oh carne dulce, que sí se empapa del amor hermoso.

Es por la piel secreta, secretamente abierta, invisiblemente entreabierta,
por donde el calor tibio propaga su voz, su afán dulce;
por donde mi voz penetra hasta tus venas tibias,
para rodar por ellas en tu escondida sangre,
como otra sangre que sonara oscura, que dulcemente oscura te besara
por dentro, recorriendo despacio como sonido puro
ese cuerpo, que ahora resuena mío, mío poblado de mis voces profundas,
oh resonado cuerpo de mi amor, oh poseído cuerpo, oh cuerpo sólo sonido de mi voz poseyéndole.

Por eso, cuando acaricio tu mano, sé que sólo el hueso rehúsa
mi amor —el nunca incandescente hueso del hombre—.
Y que una zona triste de tu ser se rehúsa,
mientras tu carne entera llega un instante lúcido
en que total flamea, por virtud de ese lento contacto de tu mano,
de tu porosa mano suavísima que gime,
tu delicada mano silente, por donde entro
despacio, despacísimo, secretamente en tu vida,
hasta tus venas hondas totales donde bogo,
donde te pueblo y canto completo entre tu carne.

Autor del poema: Vicente Aleixandre

50.00%

votos positivos

Votos totales: 2

Comparte:

Por qué ahora?

Enviado por gabl  Seguir

Verso libre.

¿Tus negras Pupilas
reclaman mi mirada,
tus labios mis besos,
tu cuerpo mi calor.

Solo dime, ¿Por qué ahora?
en soledad, en tu hora
de ansías de deseo fogoso,
en tiempo pasado dudoso.

Puedes llorar o reír,
aunque quieras, bésame.
Yo no quiero tu cuerpo
ni caricias marchitas y olvidadas.

Gbl
21/01/2017
Derechos Reservados de Autor

50.00%

votos positivos

Votos totales: 8

Comparte:

Ojos Negros

Enviado por gabl  Seguir


¿Que ando con la mirada perdida?
es verdad, soy taciturno y bohemio.
Soñador iluso con el reflejo perdido
en la profundidad de tus ojos negros.

Ojos que se llevaron la armonía
y cerraron su luz en tarde lluviosa
cegados por el relámpago incandescente
que opacó mi presencia de tu visión.

gbl
03/07/2017
Derechos Reservados de Autor

50.00%

votos positivos

Votos totales: 6

Comparte:

En pasado

Enviado por alvarado14  Seguir

Soledad me sobra
y dolor me desborda
tristeza me ahoga y
amor... amor lo necesito como agua
como agua en el desierto de tu soledad

el oasis de tus labios
la frescura de tus ojos,
la belleza de tu piel como un rosicler
el abandono de mi alma,
la cual dejaste huérfana y sin quien la ampare

como desearía que fuéramos tónicas
que al haber comenzado juntos, aunque nos separemos,
volvamos a estar juntos otra vez
como lo solíamos hacer, en aquellas tardes interminables
en aquellas noches de insomnio
insomnio provocado por mi corazón
y lo que provocabas en mi
pero como digo... lo provocabas.

50.00%

votos positivos

Votos totales: 6

Comparte:

Capricho del corazón.

Enviado por andres33  Seguir

Tienes en tus labios la llave de mi corazón,
tu mirada alberga un tesoro prohibido;
me ruboriza el simple hecho de que me mires,
esa mirada consuela mi sufrimiento.
no hay nada mejor que tus abrazos,
me dan siempre el impulso de seguir adelante;
siento tu piel como un refugio ante mi soledad,
siento tu calor como mi cobijo ante el frío.
tus manos, diseñadas por el mejor arquitecto
me acarician y consienten;
tu risa como risa de ángeles
me enamoran cada día mas.
ni el orgullo ni la vanidad apagan este amor,
ante la distancia que de ti me separa
aun mi corazón sigue latiendo,
y ante nuestras peleas, se que aun me sigues queriendo.
Adán y Eva fueron condenados por tentación;
Romeo y Julieta son recordados por sus aventuras,
pero tu y yo veremos el universo en secreto;
y las estrellas alumbraran nuestro sendero.
.

50.00%

votos positivos

Votos totales: 10

Comparte:

Serafín

Enviado por jesusvarillas  Seguir

Eres mi aliento
eres mi alimento
eres mi vida
eres mi comida.

Tú me miras
yo te miro
mientras se clava tu pupila
en mi pupila
¡Oh ángel! quiero tenerte
hasta la muerte.

Quiero chupar
tus labios carmín
quiero tocar
tu piel serafín.

esta primavera
quiero jugar
contigo muñeca
sin cesar.

te quiero tener
desnuda mujer,
quiero comer
tu cuerpo bebé.

50.00%

votos positivos

Votos totales: 8

Comparte:

Déjalo ha El que yo soy fiel

Enviado por jesusvarillas  Seguir

Tu vas por una vereda
yo voy por otra
yo te miro
y tu llorando me miras;
yo al verte así
rápidamente me acerco a ti
y te pregunto:¿por que lloras?
y tú me respondes:mi marido me pega
y yo te pregunto:¿por que no lo dejas?
y tú me respondes: porque el me golpea
es machista
no se que hacer.

Yo te pregunto:¿A caso piensas vivir así?
Y tú me respondes: No, no claro que no.
Y yo te pregunto:¿En que piensas?
Y tú me respondes: En encontrar a otro amor
que me arranque este dolor.

Yo te digo:Estoy enamorado de ti
tu me gustas tanto
créeme no finjo
créeme no miento
créeme créeme que es así
porque yo te amo;
Déjalo ha él
que yo soy fiel.
Tú me dices:Si te creo
pero recién nos conocemos
yo te digo:Pero una dama
tan bella como tú
no puede andar llorando;
gota a gota
tu vida se va disipando
tu juventud se va acabando
no puedes seguir llorando;
Déjalo ha él
que yo soy fiel.

Tú me dices:Te noto sincero y enamorado
yo te acepto, seré tuya
y tú seras mío.
Yo te digo:Gracias luna de cristal
por haberme aceptado
para ser tu enamorado,
Gracias luna de cristal
tú conmigo tendrás paz
y una inmensa alegría
yo contigo tendré el amor
el verdadero y duradero
amor, que tanto he buscado.

50.00%

votos positivos

Votos totales: 6

Comparte:

La Poesía

Enviado por jesusvarillas  Seguir

Hello poesía
ilumina mi sendero
tu silueta me eleva al cielo
eres la doncella
que yo quiero.

Deseo libar tus labios de rojo carmesí
tú eres vital para mí.

Eres la musa de mi vida
la fuente de mis rimas
me sonrojo al verte
sin duda alguna
anhelo tenerte.

Hello poesía
tu blanca piel me atrapa
hermosa gata;
Tu cuerpo de ostia fina
me hipnotiza
hermosa niña;
Tus cabellos de oro
y tus bellos ojos
día a día son mi antojo.

Tu dulce voz me encanta
tu eres santa
tu linda sonrisa me hechiza
candorosa palomita;
Eres la doncella
que yo quiero.

Segundo a segundo me enamoro
minuto a minuto te adoro
día a día te amo
ven, ven amor a mis brazos.

50.00%

votos positivos

Votos totales: 4

Comparte:

Por amarte

Enviado por gabl  Seguir

No estoy arrepentida de haberte amado
menos reprocharte el paso por mi vida
tan fugaz como cometa cada cien años
si fui tuya es porque consentí amarte.

El amor no es perenne como la hierba
y no importa si es pasado o presente
solo importa la huella dejada
profunda, dolorosa y eternamente frágil.

Arrancaste la página del libro de tu vida
como punto final a mi loca adoración
para que nadie se enterara que te amé
por eso no me sentiré nunca arrepentida.

gbl
17/11/2017
Derechos Reservados de Autor

50.00%

votos positivos

Votos totales: 6

Comparte:

POEMA 43

Salve, ni de mínima nariz muchacha,
ni de bonito pie, ni de negros ojillos,
ni de largos dedos, ni de boca seca,
ni, claro es, de demasiado elegante lengua,
del derrochador formiano la amiga,
¿que tú, la provincia narra, eres bonita?
¿Contigo la Lesbia nuestra se compara?
Oh siglo sin gusto y desagraciado.

Autor del poema: Catulo

50.00%

votos positivos

Votos totales: 2

Comparte:

Ausencia

Enviado por gabl  Seguir

Desde la distancia
en la usencia de tu cuerpo,
me gustaría abrazarte con el alma
y tú sabrás que soy yo.

gbl
10/05/2018
Derechos Reservados de Autor

50.00%

votos positivos

Votos totales: 4

Comparte:

Desde el 281 hasta el 300 de un total de 321 Poemas de amor

Añade tus comentarios